deportes

El calvario de un ex jugador francés tras sufrir 12 operaciones: les pidió a los médicos que le amputaran una pierna

Bruno Rodríguez, de 49 años, relató su dramática decisión luego de tener varios problemas con las infiltraciones en su carrera

Bruno Rodríguez pidió que le amputaran una pierna por los problemas que tuvo tras sus lesiones (L'Equipe)Bruno Rodríguez pidió que le amputaran una pierna por los problemas que tuvo tras sus lesiones (L’Equipe)

El fútbol es uno de los deportes más hermosos del mundo. Pero al mismo tiempo, como con cualquier disciplina, el jugador está predispuesto a padecer lesiones que le afecten el físico durante su carrera ya una vez que decida alejarse de la actividad profesional. Así es el caso del ex jugador del París Saint Germain, el francés Bruno Rodríguez, que padeció muchos problemas luego de su retiro.

El ex delantero surgido en el Mónaco, y que también pasó por otros clubes de Francia como el Metz o Lens, contó su calvario tras padecer varias lesiones en uno de sus tobillos que lo llevaban a tomar la decisión de infiltrarse para poder jugar.

“Cuando jugaba, tenía muchas torceduras de tobillo. Siempre quise jugar, tanto los pequeños como los grandes partidos. La cortisona que me inyectaron, se sabe, corroe el cartílago, y si no hay más cartílago, irriga por dentro. Nosotros, como futbolistas, no somos conscientes de las consecuencias. Seguro que si me lo hubieran explicado hubiera dicho que dejaba pasar el partido que venía”, relató Rodríguez en una extensa entrevista con el diario deportivo francés, L’Equipe.

Acto seguido, el ex atacante que se retiró en 2005 y hoy tiene 49 años dio detalles de cómo fue evolucionando su problema de salud hasta que le pidió a los médicos que le amputaran una parte de su pierna derecha luego de padecer 12 operaciones luego de su adiós al fútbol.

Ya no podía conducir. Mi esposa tuvo que lavarme. Ya no podía trabajar, así que no entraba más dinero. Hizo mucho daño en mi vida. No podía disfrutar de mis hijos. Ya no podía hacer nada, me quedé en casa. Ya no somos útiles. No estaba necesariamente deprimido. Bueno, eso pensé. Pero yo solo estaba comiendo. Me irritaba fácilmente. Ya no era una vida para mi esposa. Si ella no hubiera estado allí, podría haberlo arruinado”, dijo Rodríguez en relación a los oscuros pensamientos que le aparecieron por el sufrimiento físico y mental.

El delantero francés con la casaca del Bradford City, del fútbol inglésEl delantero francés con la casaca del Bradford City, del fútbol inglés

“Durante la penúltima operación me quitaron el maléolo (apófisis redondeada de la tibia y el peroné a cada lado de la articulación del tobillo). Eso causó un tumor. Era benigno, pero podría haberse transformado. Hace mes y medio tuvimos una última reunión con los médicos. Les pedí que cortaran. Incluso si todavía hay dolor, al menos podré caminar normalmente con una prótesis, podré ser independiente”, explicó.

Una vez que se conoció la noticia de sus problemas físicos, Rodríguez recibió llamadas de varios ex dirigentes de los equipos en los que jugó y durante un partido del PSG en el Parque de los Príncipes se desplegó una pancarta con un mensaje para él. Durante los próximos tres meses, quien también supo vestir la camiseta del Rayo Vallecano en el fútbol de España durante 2001 deberá realizar sesiones de fisioterapia.

“Trabajamos principalmente en equilibrio. Tengo el dolor de la operación, pero sobre todo está el del miembro fantasma, que irá disminuyendo con el tiempo: son dolores nerviosos, el cerebro cree que siempre está la pierna. Tengo la impresión de que tengo el pie, quiero mover los dedos y el tobillo, me tira… Es muy raro”, dijo.

Luego de 13 años de carrera profesional en la que anotó 76 goles, Bruno Rodríguez dejó un mensaje importante para las nuevas generaciones de futbolistas y los cuidados que tienen que tener para cuidar su carrera. “Por supuesto que me arrepiento. Si me hubieran dicho que me iba a llevar allí, habría dicho que no. Juegas y no te dicen que tienes que descansar. Pero no culpo a nadie. Tiene que ser útil , dice. Que me amputaron, a quién le importa. Pero tiene que ser un shock. Educar a los jóvenes. Que se utilice en los centros de formación”, concluyó.

Show More

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *